My Blueberry Nights

Llegue cansado a casa y realmente me apetecía algo trivial, sin demasiado peso para dormir en breve y no preocuparme por saber como termina ...

Llegue cansado a casa y realmente me apetecía algo trivial, sin demasiado peso para dormir en breve y no preocuparme por saber como termina la cinta, simplemente dejarla y quizás, días más tarde, en algún momento, retomarla.

Elegí, sin ningún tipo de criterio, My Blueberry Nights y en el comienzo me lleve las primeras sorpresas: Norah Jones, Natalie Portman, Jude Law, Rachel Weizs…

Los 90 minutos de My Blueberry Nights transcurren entre una buena música, caras bonitas y colores agradables, en bares y bajo luces de neón. Una historia, la de Elizabeth y tres microcosmos menores forman la cinta (quizás en esto exista un pequeño error: la historia de Natalie Portman está en último lugar y quizás sea la más floja sobre todo comparándola con la anterior donde Rachel Weizs y David Strathairn luchan con miradas frente a la cámara.

Me ha sorprendido gratamente Norah Jones, no pensé que pasaría con tan buena nota este examen de actriz. ¿Qué decir de Rachel Weizs? Simplemente está maravillosa disfrazada de femme fatale. Natalie Portman dice más con sus ojos y su sonrisa que con su boca. Del lado masculino David Strathairn dibuja un gran personaje y Jude Law cumple con creces. Una trama sencilla rodeada de grandes y complejos personajes pero sobre todo buenas interpretaciones.

Esta cinta además era el salto de Wong Kar-Wai a Usa desde su Hong Kong natal, sin duda consigue una buena mezcla entre el cine de oriental y el made in Hollywood: planos a través de cristales, de ventanas, calles mojadas y vacías, trenes sin dirección… una película redonda en su aspecto visual al que además se le añade una dulce banda sonora.

Su final… hermoso, tierno, optimista… sin duda me ha gustado tanto como sucede a como se representa estéticamente. Wong Kar-Wai, un director a seguir sin duda (ha sido también el co-guionista de la cinta). Y My Blueberry Nights algo más que una road-movie de sentimientos, una cinta dibujada en las barras de bar muy recomendable.

Aquí os puede interesar

0 seres inteligentes han dicho y tú, ¿a qué esperas?